miércoles, 18 de mayo de 2011

los fondos monetarios internacionales también lloran (perorata).

y el que la hace, la paga y eso. tal parece ser el mensaje ejemplarizante que la reciente detención del presidente del FMI, strauss-kahn (dejemos pasar sin comentario la cara de feriante de ganao que tiene el señorito) quiere transmitir. pero es mentira. este señor, socialista con un sueldo estratosférico y defensor de recortes sociales, precariedades laborales varias y abanderado de la exigüidad salarial ajena, el beneficio especulativo y la exención fiscal para el capital y sus secuaces como principios metodológicos, es el paradigma de la desvergüenza y del delincuente de guante blanco que ha salido indemne del desastre económico que sus teorías y practicas han originado. un delincuente que se permite, con el beneplácito de la clase política global, seguir imponiendo teorías y criterios que solo benefician a una casta supranacional de mercaderes sin mas noción moral que el beneficio. este señor no es un delincuente ahora, por míseros motivos sexuales; era un criminal ya antes (en compañía de otros, muy significados y electos otros, también), un estafador y un jugador de ventaja que ha salido penalmente ileso de sus delitos y que con el mayor de los descaros y absoluta ausencia de ética y honradez, se permite, con licencia de corso otorgada por los representantes, democráticos, de la voluntad popular y tal y por los mercaderes (mercaderes, que no mercados), seguir expoliando a su antojo los derechos sociales y laborales de una mayoría social aturdida por la manipulación mediática institucional que cifra su libertad en su capacidad de consumo. cubramos con la capa del escándalo sexual los muchos escándalos y delitos económicos que este elemento ha perpetrado. y aquí paz sindical y después fútbol.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada