viernes, 3 de septiembre de 2010

dios no discute si uno no quiere.

aceptado este axioma, aceptamos la afición de escépticos y creyentes a usar el nombre de dios en vano, que otro uso no tiene, salvo los que el orgulllo y el prejucio de cada uno le adjudique. total que va Hawking, don Stephen, astrofísico perjudicao, y argumenta que dios no creo el universo, con lo fácil que es decir que el universo se creó solo; soliviantando con tal aserto a los postulantes, ¿apostoles? o vicarios semánticos de las diversas acepciones del lexema "dios", felices ellos de tener la ocasión de dar testimonio de sus unívocos sectoriales. en fin y lo dicho, dios no discute si uno(s) no quiere(n); el tema es que quieren. que cansino.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada